Ante un perro envenenado ¿cómo actuar?

Demasiados casos de perros envenenados (*)

(*) El último caso seis perros en Palencia, pero no son sucesos aislados, hay muchos más.

Por: Lcdo. Rafael A. Luna Murillo (Colegiado nº CO 994). Clínica Veterinaria San Antón.

Los envenenamientos son casos complicados, pues la mayoría de las veces ni veterinarios ni dueños sabemos qué ha ingerido el animal y nos limitamos a actuar con terapia de soporte, cuando lo vital sería utilizar el antídoto (si es que existe). A esto sumaremos la complicación de la cantidad de tóxicos diferentes que, incluso de forma casera, pueden ocasionar envenenamiento. Otro problema añadido es trabajar con seres que no hablan ni entendemos lo que “nos dicen”.

Cómo actuar ante un perro envenenado

El protocolo de urgencia, que es el que empleamos en los centros veterinarios debe basarse en:

Instrucciones preliminares al dueño para prevenir la exposición posterior al tóxico

1. Bañar con agua abundante cuando se lesionan ojos y la piel.
2. Inducción al vómito (lo ideal antes es que hayan pasado menos de 2 horas desde la ingestión). Contraindicado en el caso de inconsciencia (sopor, estupor, coma) porque se puede producir una neumonía por aspiración de consecuencias fatales, y en la ingestión de destilados del petróleo, alcalis, ácidos, tranquilizantes u otros eméticos.
Como remedios caseros para provocar el vómito: el agua oxigenada 2-5 ml oral (que origina una irritación faríngea).Si a los 5 minutos no produce el vómito volver a usar otra vez. Otro remedio es agua con tres cucharadas de sal y hacérselo tragar. También una cucharadita de mostaza puede originar el vómito. O el jarabe de ipecacuana (una cucharada).
3. El dueño debe permitir al animal beber agua.
4. Indicar al dueño que debe acudir con los vómitos y/o el material sospechoso con el animal para posibles análisis.

Prevenir la absorción posterior del tóxico

1. Inducción al vómito. Asegurarse de que el estómago contiene material o líquido antes de inducir el vómito: La apomorfina es el emético más eficaz, sien embargo puede agravar la depresión del SNC. Dosis 0,04 mg/kg/IV o 0,08 mg/kg/IM. Antagonista de la apomorfina son la Naloxona 0,04 mg/kg/IV, el levalorfán 0,02 mg/kg/IV y la Nalorfina 0,1mg/kg/IV.
2. Lavado gástrico lo mejor es hacerlo en las 2 horas siguientes a la ingestión del tóxico: Bajo anestesia con sonda endotraqueal fijada y sobresaliendo 5 cm por delante de los incisivos para evitar la aspiración. Debe utilizarse la sonda gástrica de mayor calibre que podamos. Medir la distancia entre la nariz a la apófisis xifoides del esternón y esta será la cantidad de sonda que hay que introducir para llegar al estómago. Poner la cabeza un poco por debajo del cuerpo. No forzar la sonda gástrica al introducirla. La cantidad es de 5-10ml/kg p.v. de solución de lavado para cada lavado y a baja presión. Aspirar luego con una pera grande o jeringa de 60 ml. Repetir la maniobra 10 veces.
3. Absorbentes gastrointestinales: Carbón activado es lo mejor, una lechada de 1 g de carbón/5ml de agua. La dosis es de 10 ml de lechada/kg p.v. Después del último lavado esperar 30 minutos, entonces administar un catártico
4. Catárticos: El mejor es el sulfato sódico. Dosis 1 g/kg oral.
5. Enemas: Agua jabonosa, evitar los jabones que contengan hexaclorofeno.

Antídotos específicos. Saber qué ha producido el envenenamiento. Llamar al Instituto Nacional de Toxicología 91 562 04 20.

Acelerar la eliminación del tóxico absorbido

1. Mantener la función renal y la producción de orina: Fluidoterapia. Diuréticos. Asegurarse que el animal está bien hidratado.
2. Detener el ión ya que los compuestos ionizados atraviesan las membranas celulares con menos rapidez que los compuestos no ionizados, por tanto, los compuestos ionizados se reabsorben mal por los túbulos renales. La orina alcalina facilita la ionización de los compuestos ácidos ej. barbitúricos, aspirina. Para alcalinizar se emplea bicarbonato sódico 5. La orina ácida tiende a ionizar los compuestos báscios ej. anfetaminas, estricnina. Para acidificar la orina se emplea cloruro amónico 200 mg/kg/día en dosis fraccionadas.
3. Diálisis peritoneal o hemodiálisis.

Terapia de apoyo dependiendo de la sintomatología

1. Terapia respiratoria: Oxígenoterapia y respiración artificial si es necesario.
2. Terapia cardiovascular: Tratar el shock. Corregir las arritmias cardíacas. Corregir las anomalías electrolíticas. Corregir los desequilibrios ácido-base. Mantener la hidratación normal.
3. Controlar la temperatura corporal: En casos de hipotermia usar mantas, lámparas de calor, colchón de agua circulante. ¡Cuidado con las mantas eléctricas pueden producir quemaduras! En casos de hipertermia ventiladores, baños de agua fría.
4. Monitorización del SNC: Depresión de SNC. Lo mejor es oxigenoterapia y soporte respiratorio.
Hiperactividad y/o crisis convulsivas: Diacepam 2,5-20 mg/IV a demanda. Fenobarbital 2-4 mg/kg/IV. Pentobarbital a demanda hasta que haga efecto. Las crisis pueden ocasionar edema cerebral, por lo que puede ser apropiado el uso de manitol y/o dexametasona.
Control del dolor: Meperidina HCl perros 5-10 mg/kg/IM. Gatos 1-2 mg/kg/IM.
Ya ves que puede ser complicado para un propietario poner en marcha todo el protocolo. No obstante sería conveniente entrar en la web www.gypaetus.org ya que tienen una iniciativa muy buena llamada “Red de Municipios Solidarios Contra el Veneno” enmarcada en el proyecto LIFE: “Acciones para la reintroducción del quebrantahuesos en Andalucía” (muchos envenenamientos se producen en el campo cuando nuestras mascotas ingieren los cebos o animales que han sido envenenados). El Consejo Andaluz de Colegios Veterinarios apoya la iniciativa, y nos ha hecho llegar a los veterinarios colegiados andaluces unos carteles y trípicos donde vienen unas recomendaciones aseguir en el caso de un posible envenenamiento, incluido el aviso a las autoridades y sus teléfonos.

Entonces… ¿puedo hacer algo?

Le hemos preguntado a Rafael por los “remedios caseros”, las “leyendas urbanas” que todos conocemos y si de alguna forma pueden ser de utilidad para ganar tiempo mientras llegamos al veterinario. La respuesta es la siguiente:

Por ejemplo “hacer tomar leche al perro envenenado”… la utilidad sería la albúmina como protector de la mucosa gastrointestinal , también la clara de huevo… Pero recordad que son productos alimenticios que se absorben y lo que hacen es aumentar la absorción también del tóxico.
También el aceite de oliva/girasol ha terminado por ser una “leyenda urbana” para los casos de envenenamiento, pero su empleo se basa en su acción para provocar diarrea que -depende de la dosis-, como es un producto alimentario se absorberá con el riesgo que tenemos de producir una pancreatitis. Mejor sería emplear un aceite mineral como la vaselina líquida que no se absorbe (pero yo no lo uso).
Por último quiero decir que he visto en la Clínica desde intoxicaciones por matarratas hasta por chocolate, pasando por herbicidas, medicamentos, productos antiparasitarios, y hasta un caso de intoxicación grave por ingestión de una “china” de hachís, cuyo propietario no le dio importancia pensando que lo iba a defecar… pero tuvo que venir de urgencia a las dos horas de la ingestión con una bradicardia bestial en el perro y depresión del SNC. Lo salvamos, pero al propietario le pareció lo sucedido muy gracioso viendo como se tambaleaba su mascota y no se podía poner en pie (un yorkshire de 3 kilos). A veces, el peor enemigo del perro es su dueño.

143 Respuestas to “ Ante un perro envenenado ¿cómo actuar? ”

« Comentarios más viejos

  1. Ada y Adalberto dice:

    Hola esta madrugada nuestra mascota Caoba, una boxer tigreada, linda 8 anos de tenerla con nosotros, estaba inconsiente, en coma, espuma abundante en el ocico, convulciono, en la desesperacion Clamamos a Dios, le dimos leche le bajo la crisis, a las dos horas queria levantarce, muy mariada, a primera hora la llevamos al veterinario…confio en Dios estara bien.

« Comentarios más viejos

Escribe tu respuesta

Pienso natural Greenheart

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook