Apuntes de seguridad para tu perro…

Los accidentes simplemente “suceden”, pero podemos evitar muchos de ellos si respetamos estos 8 puntos

Los colores de los perros: cosas que hay que saber

  1. Utiliza collares o arneses reflectantes. También sirven los collares luminosos o las chapitas, pero al menos en algún punto todos los collares o arneses deberían ser visibles en la oscuridad si son iluminados. Ya de paso tampoco es mala idea que las correas también fueran visibles. ¿Sabías que en las tiendas de deportes -sección ciclismo- tienes todo tipo de accesorios para mejorar la visibilidad?
  2. En los viajes en coche, no utilices arnés de seguridad para perros. Prácticamente ninguno cumple con lo que promete, y en caso de accidente, además de salir despedido el perro, puede provocar lesiones serias a las personas que viajen en el mismo coche. El medio más seguro para transportar un perro en el coche es el transportín.
  3. Evita los platos y comederos de plástico. Además de que pueden producir alergias, los perros los puedes roer y hacer pequeños trozos que son peligrosos si se ingieren (atención especial a los cachorros).
  4. Cuidado con los juguetes. Somos eternos defensores de los juguetes para perros, pero deben ser específicos para perros y de marcas reconocidas. En caso contrario pueden resultar muy peligrosos. ¿Los “buenos” son más caros que los del “chino”? Sin duda, pero en ese precio va nuestra tranquilidad y la salud de nuestros perros.
  5. Y también cuidado con los collares antiparasitarios si tienes varios perros. Sobre todo si estamos hablando de cachorros, los collares antiparasitarios no deben dejarse puestos sin supervisión, pueden romperlos y comérselos.
  6.  Nunca dejes a un niño pequeño con un perro de ningún tamaño. Si el perro es demasiado pequeño el niño puede hacer daño al perro, y si el perro es grande puede suceder lo contrario. ¡Olvida los vídeos virales en los que un niño se tumba encima de su perro! Los perros son los mejores compañeros de los niños… pero solo si hay supervisión directa de un adulto.
  7. Para cruzar las calles los perros ¡siempre! atados. No seremos nosotros quien te diga que no sueltes a tu perro, sin duda lo necesita, pero un perro suelto cerca de una calzada es un peligro para él mismo y para el tráfico. Ni el mejor adiestrado de los perros del mundo tiene garantizado al cien por cien que no suceda algo alrededor que provoque un terrible accidente.
  8. No le des sobras a tu perro. A no ser que sean extremadamente sencillas en su preparación (por ejemplo restos de pechuga de pollo a la plancha). Es posible que no tengas grandes problemas, pero seguro que te ahorras un buen puñado de euros en veterinarios. Estas pasadas navidades ¡los veterinarios estaban colapsados de problemas gastrointestinales por dar restos de cenas!

Las etapas del cachorro ¡no tengas prisa!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook