El descanso del perro es salud

Respeta (y propicia) el descanso de tu perro

Los perros, incluso los más activos, son en realidad mucho más dormilones que nosotros. ¡Alrededor de un 50 por ciento más!

Los perros, incluso los más activos, son en realidad mucho más dormilones que nosotros. ¡Alrededor de un 50 por ciento más!

Acerca del sueño en el perro
El sueño en el perro es muy parecido al humano, lo que nos ayuda a comprenderlo muy fácilmente. Los perros adultos duermen como promedio unas 12 horas al día (cuando son cachorros llegan a dormir unas 20 horas al día, lo mismo que los bebés humanos). Y como los perros se adaptan a nosotros hasta en su sueño, lo más frecuente es que duerman las 7-8 horas que duerme su familia humana mas otras 4 horas que suelen repartirse a lo largo del día de forma irregular (la “siesta” de después de comer es también “perruna”).

El sueño en el perro tiene una función reparadora y es especialmente importante para las funciones cerebrales relacionadas con el aprendizaje y la consolidación de lo aprendido.

Por supuesto los perros sueñan, recuerdan los acontecimientos vividos, corren, gruñen o juegan…

 

Espacio-casa-perro

5 factores que perjudican el sueño
Los perros pueden tener problemas para conciliar el sueño y descansar por diferentes motivos, entre los que destacamos:
1. Problemas articulares y/o musculoesqueléticos. Son perros que permanecen quietos, acurrucados, sin apenas moverse, pero apenas con un poco de atención apreciaremos el dolor latente: Se quejan, reaccionan con agresividad o lloran.

2. Hambre, o todo lo contrario. Mantener una rutina de comidas en la cantidad adecuada es fundamental para el descanso. El hambre no deja dormir, y una comida indigesta tampoco. Recuerda: Los perros no son tan diferentes a nosotros.

3. Estrés. Los perros inquietos, que reaccionan agresivamente si se ven sorprendidos tienen problemas relacionados con la gestión emocional, y el origen tiene muchas papeletas de estar relacionado con el estrés. Si piensas que tienes un “perro hiperactivo” (una definición demasiado atrevida y casi siempre errónea) deberías evitar las actividades movidas antes de la hora de dormir. Mucho mejor un poco de olfato…

4. No tiene un buen sitio para dormir. Procura a tu perro una cama cómoda y amplia… Y sobre todo un espacio tranquilo donde pueda descansar sin que nadie le moleste.

5. Falta de rutina. Los perros son animales de costumbres, y la impredecibilidad (de nuevo como nos sucede a nosotros mismos) les provoca una incertidumbre que está reñida con el descanso. Si la vida de tu perro está “ordenada” todo será mucho más fácil.

• Puedes encontrar camas y transportines de todo tipo en www.ZOOBIO.es.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook