Estrés, lobos y sociabilización (menos estrés)

El entrenamiento ayuda a reducir el estrés en los lobos (y en los perros)

El entrenamiento ayuda a reducir el estrés en los lobos

El bienestar de los animales en cautiverio es un factor de considerable preocupación social. Una fuente importante de estrés, especialmente para los animales salvajes, es la falta de control sobre su entorno, que incluye no ser capaces de evitar el contacto con los seres humanos.

Paradójicamente, algunos estudios han demostrado que las interacciones con los seres humanos pueden mejorar el bienestar de los animales salvajes en cautividad.

Un estudio sorprendente
En esta investigación se determinó el efecto de la conducta (conductas indicativas de la cooperación o el estrés) y fisiológicas (variaciones en las concentraciones de cortisol salival) sobre los efectos de la práctica cada vez más utilizada de entrenar a los animales salvajes como una forma de facilitar la manipulación y/o como enriquecimiento del comportamiento.

Lobos Vs perros
Se evaluaron los efectos de las sesiones de entrenamiento con los cuidadores en nueve ejemplares socializados de una especie salvaje, el lobo (Canis lupus), en comparación con otros nueve individuos en su forma domesticada, el perro (Canis lupus familiaris).

Todos los animales fueron criados y mantenidos bajo idénticas condiciones, de acuerdo con la estructura social propia de las especies con el fin de controlar la socialización con los seres humanos y la familiaridad con el entrenamiento.

Analizando también a los humanos como posibles inductores de estrés
También se recogieron muestras de saliva de los adiestradores para medir las concentraciones de testosterona y GC, y así controlar los efectos de los niveles de estrés del instructor sobre las respuestas de los animales.

Durante las sesiones de entrenamiento, por separado, de los miembros de la manada, los animales se quedaron voluntariamente cerca de los entrenadores y sobre todo llevaron a cabo comportamientos solicitados, especificando la concentración en la tarea.

De manera similar a los perros, el nivel de cortisol en la saliva de los lobos (utilizados como índice de estrés) cae durante estas sesiones, lo que apunta a un efecto para reducir el estrés similar en la interacción  con el adiestramiento en ambas subespecies.

Las respuestas a los comportamientos solicitados y la del nivel de cortisol en la saliva de los lobos y los perros varía a través de los entrenadores, lo que indica que el efecto relajantes del adiestramiento tiene un componente social. Esto apunta a otro factor que afecta el bienestar de los animales durante las sesiones, junto al efecto gratificante de la obtención de alimentos y el control de la situación por completar con éxito una tarea.

Como todas las respuestas realizadas por los animales corresponden a señales con las que ya están familiarizados, los efectos reportados fueron probablemente debidos a los factores citados anteriormente en lugar de un proceso de aprendizaje.

Lo resultados apoyan hallazgos previos de otras investigaciones que sugieren que el adiestramiento es una herramienta potencialmente muy poderosa para mejorar el bienestar social en algunos cánidos silvestres mediante la creación de interacciones estructuradas y positivas entre estos animales y sus cuidadores humanos.

• Más información: Estudio completo de acceso libre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook