La verdad (incómoda) sobre las razas de perros

Lo que no se puede (o no se debe) decir sobre las razas de perros

La verdad (incómoda) sobre las razas de perros. Y es que no, no todos los perros son iguales, ni todas las razas tienen los mismos comportamientos y necesidades.

Inmersos en el halo de buenismo y buenrollismo que nos rodea, no suele estar bien visto recordar depende qué cosas sobre las diferentes razas de perros. Y es que no, no todos los perros son iguales, ni todas las razas tienen los mismos comportamientos y necesidades.

10 datos sobre las razas de perros que -a lo mejor- desconocías
1. Los perros de razas pequeñas ladran más que los más grandes. Es cierto, muchos perros de raza pequeña se han criado durante generaciones como perros-alarma. Evidentemente (son pequeños) no pueden luchar contra un intruso, así que su papel era avisar ladrando de forma audible e insistente.

2. Los perros de caza son los más amigables. Así es, hace no demasiadas décadas los perros de caza (sobre todo cobradores y de muestra) eran prestados a los cazadores pudientes por los “perreros”, y los perros deberían trabajar con cualquier persona, siendo especialmente “amigables” con los cazadores.

3. El border collie es la raza más inteligente. Muchos estudios así lo aseguran (¿no recuerdas a Chaser, que es capaz de comprender 1.000 palabras?). Pero la “inteligencia” resolutiva de estos perros puede ser muy complicada de satisfacer, y por eso los border collies son también unos perros especialmente complicados en manos inexpertas.

4. El pit bull es como cualquier otro perro. En realidad “pit bull” no es una raza, pero podemos extrapolar a los amstaff y otros perros originariamente de pelea. ¿De pelea? Así es, estos perros se criaron para pelear, de ahí que se hayan seleccionado para ser amigables con el hombre, pero muy tenaces, auténticos gladiadores en la lucha contra otros perros.

5. Los perros de pastoreo necesitan más ejercicio. Los perros pastores necesitan más actividad mental y resolución de problemas, que otras razas…

6. Los molosos son tontos. Son tranquilos, pero no tontos. Los molosos suelen ser perros apacibles y tranquilos. No tienen la inteligencia resolutiva del border collie, pero eso no significa que sean “tontos”. Según Stanley Coren en su estudio sobre la inteligencia de los perros, el menos inteligente sería el galgo afgano

7. Los perros de rastro necesitan salir de caza… No necesariamente, aunque no lo dudes: Lo que más les gustará es olfatear, buscar… Si es tu caso y tu perro no caza ni sale apenas al campo ¿qué tal mantrailing o cualquier otro deporte de bñusqueda?

8. Hay razas con enfermedades propias. No es exactamente así, pero lo cierto es que hay enfermedades mucho más frecuentes en unas razas que en otras: sordera en el dálmata, CEA en los collies, displasia en el bulldog, cáncer en el golden retriever

9. Los perros de raza enferman más que los chuchos. Es una creencia muy admitida, aunque las últimas estadísticas se han encargado de desbaratar esta creencia, y los perros cruce enferman más que los de raza (como media).

10. El galgo es un excelente perro de compañía. El galgo español es generalmente un perro cariñoso, dulce, tranquilo, amante de un buen sofá… Pero también es un perro que con frecuencia puede tener problemas de relación con otros perros y personas relacionados con el miedo. También son complicados en obediencia.

¿Moraleja? No existe el perro ni la raza perfecta. La selección de cada raza se ha realizado para cumplir con un fin, y eso pasa factura al carácter (para lo bueno pero también para lo malo). Sin embargo, es obligado recordar que la raza marca unas aptitudes “posibles”, pero cada perro como individuo es diferente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook