Las cualidades que necesitas para convivir con un perro

Son muchas más, pero estas 10 son las más importantes…

Playa, piscina, montaña o parques acuáticos, lugares ideales para visitar con tu perro estas vacaciones

  1. Sé consciente de que tu perro… Es un perro. Ni un niño, ni una persona, ni un caballo, ni un gato, ni por supuesto un mueble. Un perro es un animal fantástico y único, muy diferente a cualquier otro. Es el único animal que ha conectado con el hombre hasta formar parte de nuestras vidas.
  2. Entiende sus necesidades. Los perros tienen sus propias peculiaridades y comportamientos. A los humano se nos presupone la inteligencia suficiente como para entender lo que necesitan para ser felices. Nuestra responsabilidad es proporcionárselo.
  3. Dedica tiempo de calidad a tu perro. No hace falta que sea muchísimo, pero sí que todos los días le dediquemos un poco de nosotros mismos. Media hora al día -si de verdad se la dedicamos- es más que suficiente.
  4. Vive con tu perro. No lo dejes en el exterior.Los perros se han seleccionado para convivir con el hombre y lo necesitan para ser felices. Y no es que deba estar a tu lado en el sofá, sino que el perro se sienta parte de la familia. Los perros son animales sociales y lo necesitan.
  5. Se coherente en su educación. Aprende a comunicarte con tu perro según sus reglas no las tuyas. Y déjale las cosas claras (eso es coherencia, no dureza). Todo será mucho más sencillo.
  6. Aprende sobre perros. Si te formas sobre perros todo será mucho más sencillo. Libros, webs sobre perros, libros… Identifica los problemas si los hay para poder poner solución lo antes posible. Y si no te ves capaz, recurre a ayuda especializada.
  7. No te enfades por lo inevitable. habrá pelos en casa (se pueden aspirar), salpicará al beber (pon su agua en un suelo de gres, por ejemplo en la cocina o el baño), te manchará algún vestido o traje (la lavadora está para eso…). Él no sabe que esas cosas nos molestan.
  8. Cuida de su salud. Y cuida de sus necesidades según cambia su edad (cachorros y perros sénior son más delicados). Ten un fondo para imprevistos, que nunca se sabe lo que puede suceder…
  9. Recuerda al niño que llevas dentro. Los niños conectan mejor con los perros… Porque son más naturales, no tienen vergüenza, ni prejuicios. Ser un poco más niño nos ayuda con los perros ¡y con todo!
  10. No traslades al perro tu frustración. Si estás “quemad@” sal a tomar algo o dedica un rato a Internet (bet365 código del bonus), para volver con tu perro cuando todo esté mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook