El boerboel (y II, Carácter, estándar y descripción)

Boerboel, el «perro del granjero», al detalle

El boerboel (y II,  Carácter, estándar y descripción)

Texto y fotos: Mario Álvarez Collete (Milalva Boerboels).

Viene de la primer parte.

Altura a la cruz: machos de 64 cm a 70 cm y hembras de 59 cm a 70 cm.
Peso: machos entre 60 y 90 kg y hembras entre 50 y 70 kg.
Capa: atrigrada, amarilla, roja oscura y marrón.
Promedio de vida: de 10 a 12 años.
Carácter: obediente, territorial, equilibrado y reservado con los desconocidos.
Relación con los niños: buena.
Relación con otros perros: dominante.
Aptitudes: perro de guarda y de compañía.
Necesidades del espacio: espacio muy grande y bien vallado (mínimo 2m de altura).
Alimentación del boerboel: de 600 a 800 g. diarios de alimento completo seco.
Arreglo: nulo.
Coste mantenimiento: elevado.

La palabra boerboel proviene del vocablo «boer», que en neerlandés y afrikaans significa «agricultor», por lo que podemos traducir «boerboel» como «perro del agricultor» o «perro del granjero». Los granjeros africanos utilizaban estos perros para trabajar, pelear y sobre todo, para guardar el terreno.

Origen (ver artículo anterior)
El boerboel es un perro originario de África. A partir de las colonizaciones europeas de 1652, los perros primitivos utilizados en las granjas africanas se empezaron a cruzar con los molosos traídos por los colonos (perros tipo mastín, bulldog, dogo…), lo que dio como resultado, siglos más tarde, al boerboel que hoy conocemos, una raza aún en proceso de creación.
El boerboel no forma parte de los grandes organismos como son la FCI o la AKC pero sí que está totalmente estandarizada en África por asociaciones como la Asociación Sud Africana de Criadores de Boerboel (S.A.B.T.) y la Asociación de Élite de Boerboeles Sud Africanos (E.B.B.A.S.A.), encargadas de controlar la cría y hacer cumplir el estándar.

Comportamiento
El boerboel es inteligente, equilibrado, seguro de sí mismo, fiel, obediente y afectuoso con sus dueños. Es un perro bueno con los niños, juguetón con los miembros de su familia y posee un alto instinto protector y guardián hacia los suyos. Suele mantenerse distante con los extraño y con los otros perros puede mostrar una actitud dominante.

Aspecto
Es un perro corpulento, proporcionado, fuerte, potente y con una musculatura bien desarrollada. Su cuerpo es corto y ancho y su cabeza plana y también ancha. Las orejas son de tamaño mediano, las tiene bien separadas entre sí y le cuelgan en forma de “V”. Los colores de capa aceptados son el atigrado, el amarillo, el rojo oscuro y el marrón. Puede tener o no máscara negra.

Cuidados específicos
Debido en gran parte a su tamaño, el boerboel necesita mucho espacio en el que hacer ejercicio, jugar y correr.
En cuanto a su educación, es recomendable que el propietario tenga experiencia con razas grandes, ya que el boerboel tiene un carácter fuerte y no es un perro “fácil”. Sin dejar de lado el respeto, ya desde cachorro  hay que dejarle claro quién manda en casa.

Salud
El boerboel es un perro grande por lo puede padecer problemas de cadera y de codos. Por otra parte también puede tener complicaciones en los ojos, como entropión y ectropión, y las hembras pueden sufrir de prolapso vaginal.

Es recomendable que el futuro propietario de un boerboel tenga experiencia con razas grandes, ya que el boerboel tiene un carácter fuerte y no es un perro “fácil”

Carácter
– El boerboel es un perro grande, digno en su confianza, obediente, inteligente y con fuertes vínculos a su dueño.
– El boerboel es un perro de familia y bueno con los niños, pero con un instinto protector y de guardia. Esta vigilancia se detecta aún cuando es cachorro. El boerboel no es un perro exuberante a su encuentro y es bien apreciado por su tranquilidad y carácter equilibrado.
– El boerboel es un perro impresionante que radía fuerza; los cuartos traseros son bién formados con una musculatura bien desarrollada. Tiene un alto nivel de tolerancia ante el dolor.
– Es juguetón con los miembros de su familia pero se mantiene distante con extraños y puede ser dominante con otros perros.
– Debido a su instinto territorial, el boerboel esta mejor viviendo junto con su familia y en territorio que puede considerar suyo. Es una raza sin miedo y si percibe una amenaza protegerá a su propia familia con su vida. Se dice que un boerboel es capaz de matar a un león, pero esto es una exageración ya que, ¡ningún boerboel cuerdo lo intentaría! – Lo más probable de está creeencia es que en su país de origen, en las granjas donde había grupos de quizás veinte boerboels, sería posible que en grupo, podrían ser capaces de atacar y matar a un león. También se dice que un boerboel descuartizará a un intruso, pero esto es absolutamente absurdo. ¿Quién querría un perro así? Está prohibido criar para obtener un comportamiento anormal.
– El propietario de un Boerboel debe ser responsable y tener experiencia con razas grandes ya que el Boerboel tiene un carácter fuerte y no son perros fáciles.
– Criar con dedicación forma una relación constructiva y respeto mutuo. No hay que forzar cosas, pues esto solamente puede perjudicar tu relación. Tú eres el jefe del grupo y esto hay que establecerlo desde cachorro. La forma que te saluda, en el que tú comas primero, el que tú estés sentado más alto que él o que tú “ganas” los juegos que hacéis juntos (y despúes de jugar, tú guardas los juguetes). Estos son los reglas específicas que tienes que establecer desde el primer día en que tienes el cachorro en casa, y siempre será así para que el cachorro no intente llevar la batuta. Está en su naturaleza cavar agujeros, así que mejor prevenir y darle una zona donde pueda excavar con un mínimo de daño al jardín para que el perro pueda estar feliz.
– Los boerboels también necesitan mucho ejercicio: una caminata de cinco minutos por día no es suficiente.

http://www.milalvaboerboels.es/

Apariencia General
– El boerboel es grande, fuerte y con músculos potentes. Su movimiento debe ser ágil y el cuerpo debe ser más grande, y corpulento que el de un boxer pero más bajo que un gran danés.
– La apariencia deber ser amenazante e imponente.
– Los machos deben aparecer más musculosos y las hembras más “femeninas”.
– El boerboel es un perro bién equilibrado y de buenas proporciones.
– El boerboel es leal, obediente y inteligente con un fuerte instinto de guarda para proteger a su familia. Es un perro con gran confianza y sin miedo.

La cabeza
– La cabeza es la característica más importante del boerboel ya que representa su carácter.
– El cráneo es corto, ancho, y profundo, con una musculatura cuadrada, con carrillos y frente marcados.
La parte superior de la cabeza es plana y ancha con músculos bién formados. La cara está vinculada simetricamente con la cabeza.
– Puede o no tener una máscara negra.

La nariz
– El “stop” debe ser visible pero no marcado.
– La trufa es negra con orificios anchos.
– El hocico es recto y corre en una línea recta hasta el stop.
– La caña nasal es profunda, ancha y se estrecha ligeramente hacia delante.
– La caña nasal mide 8-10 cm.

Los labios
– El labio superior es carnoso pero no cuelga por debajo de la mandíbula inferior.
– El labio superior (debajo de la nariz) debe cubrir el labio inferior.
– El labio inferior no es muy suelto ni carnoso y su apariencia no está muy marcada.

Mandíbulas
– Las mandíbulas son fuertes, profundas y anchas, estrechándose ligeramente hacia la nariz.

Dentadura
– Los dientes son blancos, bien formados, bién distanciados y completos, con una acción de tijera evidente.

Los ojos
– Colores aceptables oscilan entre marrón claro a oscuro, pero deben ser más oscuros que su capa.

Las orejas
– Las orejas son de tamaño mediana, en forma de “v” colgante, y en proporción al resto de la cabeza. Están bién separadas y cuelgan desde arriba del cráneo. Cuando el perro está atento, la parte superior de la oreja forma una línea recta desde la base del cráneo.

El cuello
– El cuello debe mostrar una curvatura muscular notable, colocado alto en relación a los hombros. Es de tamaño mediano en proporción al resto del cuerpo. Debe ser fuerte, musculoso y componer una unidad sólida con la cabeza, ensanchándose progresivamente en los hombros.

El cuerpo
– El cuerpo del oerboel se estrecha en los lomos. Su línea alta debe ser recta; la espalda es recta, ancha y en proporción, con los músculos bien marcados. Los lomos son relativamente cortos.
– La cruz es ancha, fuerte, y con una musculatura bién marcada.
– El pecho es fuerte, musculoso y encaja bién con las patas delanteras, con la caja torácica curvada y proporcionada al resto.
– El rabo esta posicionado alto, recto y preferiblemente corto aunque las colas largas están permitidas.
– La parte delantera es fuerte, musculosa y en proporción al resto del perro.
– Los hombros están bién posicionados con musculatura marcada, y bién cuadrados.
– Las patas delanteras tienen una musculatura evidente y bién desarrollada.
– Los codos son paralelos al cuerpo.

Las patas
– Las patas delanteras son anchas, fuertes, rectas y con una musculatura marcada.
– Los dedos delanteros son anchos, fuertes y de longitud mediana y deben estar alineados hacia delante como una extensión de la mano.
– Los pies son redondeados, bien acolchonados, con uñas oscuras y curvas.
– Los pies deben estar alineados hacia delante sin torcer ni dentro ni fuera.
– Las patas traseras son fuertes, robustas y musculosas en relación al resto del cuerpo y muestran una gran capacidad de impulso hacia delante.
– El punto más alto del muslo es ancho y con una musculatura bién formada.
– La parte inferior está bién desarrollada con musculatura marcada.
– La rodilla es fuerte, sólida, y bién encuadrada.
– El corvejón es fuerte, sólido y encuadrado.
– Los dedos son relativamente cortos, fuertes, anchos y paralelos (y se debe quitar las uñas de lobo -espolones- tan pronto sea posible).
– Los pies posteriores son un poco más pequeños que los delanteros, están bien construidos y deben mirar hacia delante.

Movimientos
– Los movimientos del boerboel deben ser sueltos, fuertes, rectos y con suficiente impulso originado en los posteriores. Las patas deben mover en paralelo. Durante el movimiento la línea superior debe mantenerse recta y estable.

La piel
– La piel del boerboel es gruesa y suelta, bién pigmentada y con presencia moderada de arrugas en la parte delantera, cuando el perro contempla con atención.
– Los colores de capa aceptados son: atrigrado, amarillo, rojo oscuro y marrón.

Altura
– Machos: la altura ideal es de 66 cm; aunque pueden variar entre 64 y 70 cm.
– Hembras: la altura ideal es de 61 cm, aunque pueden variar entre 59 y 65 cm.

Peso
– El peso del boerboel oscila entre 60 y 80 kilos aunque puede haber excepciones.

Salud general
– Gracias al criterio estricto para la cría y registro de boerboels, su salud general es muy buena con algunos problemas en individuos aislados (ver principio de este artículo).

Pigmentación
– El boerboel debe tener pigmentación general por todo el cuerpo, incluyendo los labios, ojos, almohadillas, uñas y órganos sexuales.

Descalificaciones
– Un perro demasiado alto.
– Un perro demasiado bajo.
– Agresión exagerada.
– Una cabeza sin características específicas-
– Nariz color hígado.
– Mandíbulas con excesivo prognatismo o enognatismo.
– Hocico estrecho.
– Un hocico puntiagudo.
– Ojos azules.
– Orejas perpendiculares.
– Pecho estrecho.
– Patas torcidas.
– Espalda cóncava.
– Corvejón adentro.
– Hipoextensión del corvejón.
– Hiperextensión del corvejón.
– Movimientos desequilibrados o incontrolados.
– Capa blanca.
– Capa negra.
– Muestras de cualquier otra raza.
– Un pie sin pigmentación.
– Un perro con manchas o uno con grandes zonas blancas, con o sín uno de las cinco colores aceptables alrededor tanto de los ojos como las orejas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook