Ejercicios de calma para perros

¡Adiós al estrés!

Los periodos de calma son una parte tan fundamental en el adiestramiento, como el propio comportamiento que buscamos (vídeos tutoriales).

En el día a día, durante el paseo, en las sesiones de adiestramiento… En demasiadas ocasiones nos olvidamos de manejar la calma en los perros. Somos capaces de conseguir determinadas habilidades, una obediencia más o menos elaborada ¿pero el perro lo hace de forma armónica y tranquila, o está bordeando -o peor aún, superando- los umbrales de un estrés excesivo?

Construyendo la calma
Nosotros mismos llevamos una vida antinatural a la que -mas o menos- nos hemos acostumbrado, pero nuestros perros llevan el mismo ritmo, y nuestras prisas son auténticas fábricas de estrés canino. Tenemos prisa porque el cachorro deje de hacer «sus cosas» en cualquier sitio, prisa porque nos haga caso a la llamada, prisa por jugar con él cada mañana para no llegar tarde al trabajo, prisas y más prisas. Y esas prisas van haciendo de un perro que era «normal», un animal inquieto -en el mejor de los casos- o histérico -en no pocas ocasiones.

Un perro equilibrado rendirá mucho más ante las distracciones, y también se concentrará  mejor

La calma es un estado natural en el perro. El más activo de los perros -si llevara una vida natural- no estaría todo el día jugando al frisbee y después unas carreras tras la pelota para que «llegue cansado a casa». Sí, necesita ejercicio para mantenerse sano y le encanta jugar -como tú y como yo- pero no una excitación sin control.

Hay perros que han olvidado lo que es la calma, o dicho con más propiedad, los periodos de calma. Podemos entrenar con discos o realizar la más explosiva de las actividades que se nos ocurra, pero los periodos de calma deben ser respetados, y al mismo tiempo los umbrales de sobre-excitación evitados. Un perro equilibrado rendirá mucho má antes las distracciones, y también se concentrará  mejor, aprendiendo de forma más rápida y consistente.

Ya conocemos a Tab & Solea de otras ocasiones (lo hace francamente bien este chico de Chicago) y sus tutoriales en vídeo son auténticos A-B-C de cómo hacer las cosas con método, rigor y efectividad. En esta ocasión, no nos muestra habilidades caninas, ni modificación de conductas concretas que deseemos eliminar: ha dedicado sus dos últimos vídeos a la construcción de los periodos de calma. Nuestros perros lo agradecerán (y nosotros también).

Cómo entrenar la calma (I):

Cómo entrenar la calma ( y II):

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook