Fisioterapia aplicada a perros

Etología y educación canina, una herramienta imprescindible

Fisioterapia para perros.

Por: Sergio Andrada Vera

Grandes similitudes… Cuando empecé a aplicar la fisioterapia a perros, me di cuenta que existían, grandes similitudes con la fisioterapia humana que había aplicado y estudiado durante años. Básicamente, nuestros tejidos (músculos, huesos, ligamentos, etc.) son como los de nuestros amigos de cuatro patas. Sus patologías similares a las nuestras y las técnicas de fisioterapia que se deben aplicar para solucionarlas también (termoterapia, cinesiterapia, masaje, propiocepción, ejercicios, etc.).

Y algunas diferencias. Como ya comenté en el artículo de introducción a esta disciplina tan poco aplicada, un gran problema con el que te enfrentas es el de la comunicación con tú paciente. Tanto, para entender sus señales de dolor, nerviosismo, etc. como para inducir al perro a realizar los ejercicios adecuados y tolerar mejor las técnicas aplicadas, debemos utilizar otro código. Al paciente humano le explicamos verbalmente que va a notar, para que se realice una cosa u otra, etc. y es capaz de entendernos y aceptar el tratamiento sabiendo que es para lograr su bienestar. Pero, nuestros amigos cánidos, aunque muchas veces parece que entienden nuestras palabras, precisan de un esfuerzo adicional de comunicación e imaginación por nuestra parte. Mediante el que logremos, cumplir nuestros objetivos terapéuticos y a la vez hacer que la sesión sea, cuanto menos, llevadera. Y si es posible, incluso positiva y estimulante.

La solución imprescindible
Desde mi punto, de vista, la solución imprescindible es estudiar etología y adiestramiento, profundamente, y poner en práctica día a día nuestros conocimientos en este sentido. Entender cómo funciona el proceso de motivación y aprendizaje, nos permite establecer una relación más estrecha y precisa. Nos dota de técnicas y manejo del paciente, para hacer que las sesiones de fisioterapia no sean una experiencia desagradable. Sino todo lo contrario, aplicando los inductores y refuerzos adecuados, podemos hacer de ese momento una actividad estimulante e incluso divertida.
Por eso,  a parte de la valoración del estado físico del perro. Debemos, conocer qué le motiva a cada uno: para muchos perros,  será alguna comida preferida (salchichas, queso, etc.) la que nos permitirá guiarle en ejercicios y reforzar reacciones y comportamientos que nos interesen para su tratamiento, utilizando la clásica técnica del luring o guiado con comida. Para otros, es más estimulante un juguete preferido, guiado con correa, la llamada de su propietario, etcétera.

La sensibilidad física y psíquica
Se debe valorar la sensibilidad física y psíquica, del animal. Algunos perros son muy sensibles al tono de voz, a la actitud al acercarse… y se pueden sentir intimidados. Otros toleran mal el contacto físico, tienen un umbral de dolor bajo o exacerbado por la dolencia que sufren.  Y por contra, hay ejemplares, que toleran mejor una actitud más directa y con baja sensibilidad física. Y entre estos extremos descritos, toda una escala de grises con todas las combinaciones posibles en cuanto a sensibilidades.
No existen unas reglas fijas. En cada caso deberemos ceñirnos a sus preferencias, intentando de esta manera establecer una relación de confianza donde no exista la imposición ni la intimidación.

Etología y educación canina, una herramienta imprescindible en la fisioterapia aplicada a perros.

En la foto que acompaña estas líneas observamos como el lenguaje corporal de la perra nos indica su inseguridad en ese momento. Antes de realizar la sesión es imprescindible calmarla y motivarla sacándola de la frustración.
En esta ocasión hemos analizado, otra faceta de la fisioterapia canina, que se debe tener en cuenta, cuando realizamos un tratamiento. La aplicación a animales, implica el conocimiento de diversas materias como fisiología de los tejidos, patología, psicología canina y la propia fisioterapia.

Próximamente, un curso completo
Para compilar estos conocimientos en un único curso y ante la creciente demanda que existe en los centros veterinarios y asociaciones relacionadas. Siendo cada vez más conocidos y reconocidos los efectos positivos de la fisioterapia en la rehabilitación del paciente. Surge el I Curso de fisioterapia aplicada a perros para auxiliares veterinarios (36 horas). En el se van impartir,  combinando teoría y práctica, contenidos como fisioterapia, valoración y técnicas; fisiología y anatomía; etología orientada a lograr los objetivos del tratamiento, planificación de tratamientos para las principales patologías, etcétera. Se va a realizar en breve en Madrid impartido por el autor de estas líneas y por una veterinaria con amplia experiencia en clínica de pequeños animales.

Más información en: Ferga. Asesores y Formación.

Acerca del autor:
Sergio Andrada Vera
Diplomado en fisioterapia, col. Madrid 6994.
Especializado mediante el Curso de fisioterapia aplicada a pequeños animales de la AEF (Asociación Española de Fisioterapeutas).
Miembro de la Comisión de fisioterapia aplicada a pequeños animales del Ilmo. Colegio Profesional de Fisioterapeutas de Madrid.
Profesor-tutor de prácticas clínicas en la Universidad de Comillas en el Grado de Fisioterapia.
Educador canino.
Colaborador de ANAA (Asociación Nacional de Amigos de los Animales) como fisioterapeuta de perros y gatos.
Ejercicio profesional en consulta privada y en colaboración con Clínicas.

3 comentarios en “Fisioterapia aplicada a perros

  1. Buenas tardes
    Me gustaría recibir información acerca del curso y si tienen fechas posibles.

    Muchas gracias, saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

Tu tienda de Mondioring, IGP y trabajo canino

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook