«Dejad que los perros sean perros»

¿Y esto qué significa?

"Dejad que los perros sean perros"... ¿Y esto qué significa?

Es una frase muy manida, utilizada hasta la saciedad por todo tipo de personas, y el caso es que no parece fácil de comprender. ¿Que los perros sean perros? Claro, los perros son siempre perros, pero ¿esto significa que un perro de caza debe cazar y un pastor pastorear…? ¿Depende de la raza o tal vez del individuo? Hace tiempo que quería comentar mis impresiones acerca de una frase tan devaluada, así que ahí va mi visión particular sobre este dilema.

El perro Vs la raza
Los perros, aunque su diversidad morfológica sea enorme, son perros, y tienen mucho más en común de lo que su apariencia física nos indica. Sin embargo, no se puede olvidar la selección que ha llevado a las diferentes razas -o al menos a la mayoría de ellas- a ser lo que son hoy en día: perros especializados en determinadas tareas. Sí, las razas son ante todo especialización, mucho más allá del físico.
El perro: Animal social, doméstico, dotado de un olfato prodigioso. Cánido muy inteligente y leal al hombre (adaptación libre de la RAE).
La raza: Perro con una determinadas características y aptitudes que lo hacen apto para una determinada función.
El individuo: Perro, de una raza determinada raza (o cruce de ellas) que dependiendo de la genética, las experiencias vividas, el entrenamiento recibido y sus propias características físicas, cognitivas y emocionales tiene sus propias aptitudes y comportamiento.

"Dejad que los perros sean perros"... ¿Y esto qué significa?

Entonces ¿qué es «dejar a un perro ser perro»?
Pues no dependerá de la especie (todos son perros) ni siquiera de la raza (sí, hay perros de caza que no cazan, de pastoreo a los que les motiva lo más mínimo el ganado, o de guarda que son más que amigables). Así que «ser perro» es volver al principio… «animal doméstico, social, con fino olfato, inteligente, leal al hombre…«, y un perro no necesita nada más para ser perro: necesita estar integrado en una familia, ejercitar su inteligencia, su olfato, y tener un compañero humano que sea su referencia social y apoyo.

En nosotros como dueños recae casi toda la responsabilidad (si acaso sería discutible nuestra responsabilidad  en la genética, que sí lo tiene el criador como es lógico). El perro nos necesita durante toda su vida para ser perro, y eso no entiende de razas o de si se trata de un perro de ciudad en un parque, o de otro entrenado para competiciones de agility o RCI. Los perros nos necesitan como compañeros, referentes y guías. Y sobre todo necesitan que les respetemos y les comprendamos como perros que son, con sus necesidades como individuo, más allá de la raza, e incluso de la especie.

También te puede interesar…:
%RELATEDPOSTS%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook