Atención recíproca entre perros y dueños en contextos urbanos

Hombres y perros…
¿Nos miramos?

Hombres y #perros... ¿nos miramos? Atención recíproca entre perros y dueños en contextos urbanos.

Los estudios de laboratorio han demostrado que prestar atención a los seres humanos es algo habitual de la conducta de los perros. Sin embargo, no hay datos sobre cómo se implementa la mirada entre los perros y los dueños en condiciones no de laboratorio.

Estudio en contextos urbanos reales
Este estudio tuvo como objetivo evaluar a los perros y propietarios en cuanto a la atención del uno hacia el otro en dos contextos urbanos, caracterizados por una densidad diferente de los estímulos dinámicos.

Se registraron vídeos cortos de 176 personas con sus perros caminando por las calles y plazas del centro de la ciudad, o de zonas verdes y paruqes del centro de Padova (Italia). Se utilizó un muestreo continuo para activar la grabación cuando los perros y los dueños estaban orientados visualmente entre sí.

Esas personas y perros que no se miran…
Estos datos permiten calcular la duración media de las miradas entre perros y hombre, el número de miradas por minuto, y el porcentaje de tiempo en el que los perros y los dueños estaban orientados hacia sus «socios» de paseo. También se computaron la frecuencia y duración de las miradas mutuas. Ochenta y tres perros y treinta y dos propietarios nunca miraron a sus socios en todo el tiempo que duró la grabación del vídeo.

Valores promedio
En promedio, los perros estaban orientadas a los propietarios el 0,6% de las veces y los miraron 0,5 veces por minuto, en sesiones de 0,5 segundos. Todos los parámetros de la atención de los perros fueron más altos para los perros sin correa en el parque, que para los perros con correa en parques y centro de la ciudad.

Hombres y #perros... ¿nos miramos? Atención recíproca entre perros y dueños en contextos urbanos.

Algunas conclusiones
Aunque tal atención limitada a los propietarios puede reflejar los requisitos de la acción en curso, también sugiere que la mayoría de los perros no tienen que mirar a sus propietarios durante los paseos, posiblemente porque no se enfrentan a situaciones de incertidumbre (1). Los propietarios se orientaron a sus perros en el 5,3% de las ocasiones, y los miraron 1,7 veces por minuto, en sesiones de 1,4 segundos. La atención de los propietario fue menor en el centro de la ciudad que en los parques, lo que puede reflejar diferencias entre contextos en cuanto al número de estímulos que distraen, o en las motivaciones de los propietarios para mirar a sus perros mientras caminaba en estos contextos diferentes.

• Más información: El estudio se ha publicado en Journal of Veterinary Behavior.

(1) Los perros, cuando se enfrentan a dudas, buscan orientación en su referente humano, en su guía.

También te puede interesar…:
%RELATEDPOSTS%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook