Perros detectores… De meteoritos

Proyecto de unidades caninas en detección de cuerpos celestes (meteoritos)

#Perros detectores... De meteoritos. Kaly es la primera perra detectora de cuerpos celestes.

Este proyecto fue creado por el instructor de unidades caninas de trabajo Daniel García Bernal, con el apoyo de la policía local de Rubí, la Universidad Politécnica de Catalunya y el centro de adiestramiento canino Etocan.

Kaly, la primera perra detectora de cuerpos celestes

El instructor y guía canino Daniel García Bernal contactó con la Universidad Politécnica de Catalunya a través de la organización caza meteoritos para poder implantar una unidad canina a un equipo de científicos especializados en meteoritos para poder crear por primera vez un perro detector en cuerpos celestes (meteoritos) poniendo su propia perra (KALY) para dicho proyecto, creando así el primer perro detector para dicha sustancia.

Los meteoritos son un material muy preciado científicamente ya que hasta su estudio al día hoy han dado información muy relevante sobre estrellas, cometas, planetas y nuestro sistema solar. Uno de los ejemplos claros es que en se ha hallado restos de agua líquida en meteoritos del sistema solar más lejos de lo que se creía anteriormente, también los resultados de un análisis reciente de un meteorito procedente de Marte indican la posible presencia de indicios de antiguas formas de vida marciana.

#Perros detectores... De meteoritos. Kaly es la primera perra detectora de cuerpos celestes.

Cómo se busca un meteorito
Normalmente, el proceso de búsqueda de meteoritos se inicia con los datos de un reciente avistamiento de un meteoro o un bólido por parte de varias personas en una región muy concreta. Gracias a los diferentes testimonios de testigos o valiéndose incluso de fotografías y vídeos si los hubiera, los buscadores de meteoritos pueden hacer estimaciones y cálculos acerca de la trayectoria y posible lugar del impacto. Se estima que anualmente unos 500 meteoritos de diverso tamaño chocan con la superficie terrestre cada año y de ellos solamente se recuperan 5 ó 6 al año. Esto puede ser debido a que la mayoría de los meteoritos llegan a la superficie a una velocidad relativamente baja (velocidad terminal) al contrario de lo que la mayoría nos imaginamos y no ocasionan cráter de impacto, tan solo pequeños hoyos o incluso ni siquiera eso si su tamaño es pequeño.

Trabajo humano
En las búsquedas de meteoritos suelen intervenir varias personas “peinando” el terreno en busca de alguna piedra fuera de lo normal. También se suelen usar detectores de metales para ayudar en las tareas cuando se sospecha que el meteorito tiene composición férrica. Normalmente los meteoritos se distinguen por tener una superficie oscura y con signos de abrasión (producida por el calentamiento que sufre al entrar en la atmósfera), normalmente porosa y brillante como si estuviera pulida.

#Perros detectores... De meteoritos. Kaly es la primera perra detectora de cuerpos celestes.

La búsqueda de este material tan preciado es muy complicada para los equipos humanos, peinando trazos de terrenos sin lograr ningún resultado.

El olfato del perro, lo más fiable
El instructor de unidades caninas de trabajo Daniel García Bernal implantó en su propio perro de trabajo (Kaly una hembra de la raza pastor australiano) una estructura de búsqueda para tan preciado material científico en la que consistía batir zonas más rápidas y hacer der a lugares donde el ser humano no puede alcanzar con sus equipos técnicos o con la simple vista, siendo el olfato de su perro el primero en batir las zonas y crear un camino y una herramienta nueva para la búsqueda de meteoritos

El objetivo de la unidad canina es aumentar exponencialmente el área de búsqueda, batiendo una amplia superficie con menos personal y accediendo a ubicaciones de difícil acceso. Otro de ​los objetivos clave, es descartar zonas y poder concentrarse en otras de las que se disponga de información.

Adiestramiento específico
Se creó un adiestramiento específico conjuntamente con el agente de la unidad canina de la policía local de rubí el Sr. Daniel Pastor Marín para esta nueva especialidad ya que no había precedentes en esta materia, descomponiendo en listados químicos los meteoritos cedidos por la universidad politécnica de Catalunya, para saber que sustancias con más valor agregaba a la memoria olfativa el perro y trabajar con la materia en sí, para la asociación de olor.

El proceso que se utilizó para la asociación de olor de los meteoritos fue alrededor de un par de meses utilizando la colonización odorante del Dr. Mario rosillo también colaborador en este proyecto grabando así códigos olfatorios en la memoria olfativa del perro detector.

El material que busca el perro detector es una aleación conjunta de níquel y hierro que solo está en los meteoritos y es lo que hace diferente a las piedras comunes de los meteoritos, pero no solo tiene que ser la aleación por sí sola, ya que la suma de todos los componentes del meteorito es lo que hace que el perro tenga su motivador, por eso en todo este proceso se asoció al perro detector distintos valores químicos, como edades del meteorito, y formas, llegando a trabajar incluso el polvo de meteorito.

#Perros detectores... De meteoritos. Kaly es la primera perra detectora de cuerpos celestes.

Nueve meses de formación
Todo el adiestramiento específico del perro detector de cuerpos celestes (meteoritos) tuvo una duración de 9 meses, poniendo en práctica con la colaboración de Marcos Fernández docente y propietario del centro canino Etocan, en distintos emplazamientos cambiando la orografía del terreno como su climatología y temperaturas.

Todo este adiestramiento especifico se puso a prueba por primera vez el 15 de mayo de este año, organizando un operativo en la caída de un meteorito del año 2004 en Villalbeto de la peña (Castilla y León, España) con la representación Jordi llorca catedrático de la universidad politécnica de Catalunya, también colaborador de este proyecto, también participaron en este evento José Vicente Casado Miembro de la unidad caza meteoritos y e experto y docente de meteoritos y fósiles de antigua data (dinosaurios), y Josep María Bosch Ignes docente del Instituto de Astrofísica de Canarias e investigador sobre asteroides. Y la parte técnica estaba dirigida por Daniel pastor instructor de unidades caninas policiales, agente de policía local de rubí y director del proyecto y el binomio de búsqueda por el instructor, autor del proyecto y guía canino del perro detector de meteoritos (Kaly) Daniel García Bernal.
Los resultados en dicho operativo superaron las expectativas de todos los presentes consiguiendo un resultado en búsqueda más que excelente y reafirmando la primera unidad canina en búsqueda de meteoritos.

Previamente con los resultados tan gratamente conseguidos y con el éxito conseguido en implantar una unidad canina a un equipo de científicos especializado en meteoritos, se está preparando otro operativo para el perro detector en cuerpos celestes (meteoritos), en una caída reciente.​

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook