Las 10 claves (realistas) de una vida larga para nuestros perros

Hay muchas recomendaciones para mejorar la vida de nuestros perros, pero siendo realistas podemos resumirlas en solo 10

Vida-larga-perro

  1. Alimentación. Es una de las más importantes variables sobre las que podemos influir. Y como este post tiene vocación de ser útil y realista, nuestra recomendación es que si tu perro come pienso, utilices siempre marca de calidad, y que las vayas rotando, de tal forma que las posibles carencias de cada marca en “tal” o “cual” nutriente, no se cronifique. Si añades “complementos” como carne, vísceras, etcétera, que sean de buena calidad (de consumo humano).
  2. Alimentación (II). Casi igual de importante es lo que NO deben comer los perros nunca, como el exceso de grasa, los “premios” procesados.. ¿qué tal cambiarlos por un poco de hígado cocido en trocitos?
  3. Bebida. Sí, además de la comida, la bebida es muy importante: que los perros tengan siempre agua disponible evita que se desarrollen problemas renales y digestivos.
  4. Obesidad. La obesidad en los perros está relacionada con problemas circulatorios, pero sobre todo con problemas articulares serios que comprometen su calidad de vida. Si tu perro está “un poco delgado”, siempre será mejor que “un poco gordo”, sobre todo a medida que avanzan los años.
  5. Ejercicio. El justo, ni mucho ni poco. El ejercicio fortalece los músculos y mantiene las articulaciones flexibles, pero siempre debe ajustarse a la forma física y edad de tu perro. En perro sénior es más importante que nunca mantener una actividad continua y adecuada.
  6. Cuida su mente. Los perros necesitan dos cosas para mantener su mente sana: Tener una ocupación, y sentirse parte de una familia. Sí, cuidar su mente también repercutirá en su esperanza de vida.
  7. Estrés. Tranquilidad, calma, seguridad… Un perro tranquilo es un perro feliz, y un perro feliz (como sucede a las personas) vive más tiempo. No se trata de caer en la hiper-protección, pero tampoco es necesario someter a los perros a estrés innecesario.
  8. Exposición a productos químicos. Entre los que destacamos por ser muy habituales: productos de jardinería y  tabaco.
  9.  Antiparasitarios externos. Aunque no son inocuos, lo cierto es que los beneficios de collares y pipetas ante enfermedades graves como la Leishmania, justifica con creces su uso.
  10. Veterinario. La visita periódico al veterinario es siempre importante, más en cachorros y en perro sénior. Pero es mucho más importante no esperar a que las cosas se pongan feas. Los perros apenas se quejan, y su tolerancia al dolor es muy superior a la nuestra… Piénsalo la próxima vez que digas “si no mejora, mañana le llevo…”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook