Perros obesos ¿calorías o ejercicio?

Ensayo clínico que compara la eficacia de la restricción calórica en la dieta y la actividad física para la pérdida de peso en perros obesos

Perro obeso, como adelgazar (y cómo no)

Estudio de: M. Chapman a G.RT Woods a C. Ladha b C. Westgarth a c A.J. Alemán.

Este es el primer ensayo aleatorizado que compara la eficacia de la restricción calórica y el aumento de la actividad física para el control del peso en perros.

La obesidad canina generalmente se trata de controlar con una combinación de restricción calórica en la dieta y un aumento de la actividad física, pero ningún estudio anterior ha comparado ambas estrategias en un ensayo prospectivo aleatorizado controlado.

Trece perros con sobrepeso (puntuación de condición corporal 6-9 / 9) fueron asignados al azar a una de las dos intervenciones: restricción calórica en la dieta o incremento en la actividad física.

La intervención de restricción calórica en la dieta consistió en alimentar con una dieta terapéutica para perder peso, mientras que la intervención de actividad física consistió en aumentar el patrón de actividad física actual del perro en al menos un tercio.

Cómo se midieron los resultados
La medida de resultado primaria fue el cambio en el peso corporal, mientras que las medidas de resultados secundarias incluyeron el cambio en el cuello, tórax y circunferencia abdominal y el cambio en la actividad física medida por el acelerómetro triaxial.

Los #perros obesos viven menos, y hay razas más delicadas que otras.

Conclusiones…
El peso corporal disminuyó significativamente con la restricción calórica en la dieta (de media −10% del peso corporal inicial [SBW], 5 a −12%; P = 0.028) pero no con la intervención de actividad física (−2% SBW, + 3% a −6 %; P = 0,107).

Hablemos de «medidas»… En cuanto a la circunferencia abdominal (restricción dietética de calorías: mediana -12,0%; la actividad física: mediana de -7,8%, P = 0,016) y la circunferencia torácica (restricción calórica en la dieta: mediana de -7,5%, P = 0,031; la actividad física: mediana de -3,6%, P = 0.031) cambió significativamente en ambos grupos.

No hubo cambios en los niveles de actividad dentro del grupo de restricción calórica en la dieta, pero la actividad vigorosa aumentó significativamente en el grupo de actividad física (P = 0,016).

En conclusión, la restricción calórica en la dieta fue más efectiva que la actividad física para favorecer la pérdida de peso en los perros con sobrepeso. Aunque recomendar a los dueños que aumenten la actividad de sus perros en un tercio llevó a un modesto aumento en la actividad física vigorosa medida, esto no fue suficiente para promover la pérdida de peso por sí solo.

• Más información: The Veterinary Journal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook