Rotura de ligamento cruzado en perros y artritis

Posible correlación entre osteoartritis en perros e intervención de rotura de ligamento cruzado

Posible correlación entre osteoartritis en perros e intervención de rotura de ligamento cruzado

El presente estudio retrospectivo evaluó la progresión de la osteoartritis en las articulaciones reprimidas en función del grado radiográfico de osteoartritis (OA) puntuado en perros con rotura de ligamento cruzado craneal.

El objetivo del estudio fue buscar una correlación entre la etapa de la osteoartritis radiográfica antes de la cirugía y la progresión de la osteoartritis que ocurre después del procedimiento de avance de la tuberosidad tibial (TTA)

Se planteó la hipótesis de que el procedimiento realizado en perros en las primeras etapas de OA podría reducir los cambios de OA.

Se evaluaron un total de 190 imágenes de rayos X obtenidas de los historiales veterinarios de 38 perros
Los signos radiográficos de osteoartritis de 38 articulaciones reprimidas se puntuaron de 0 a 3 en 10 ubicaciones anatómicas específicas (ver imagen).

Analizando los resultados
Las radiografías se dividieron en 4 grupos según las puntuaciones globales: A) no-OA, B) OA-leve, C) OA-moderada, D) OA-severa; y fueron evaluados antes de la cirugía, y 1, 2, 3 y 6 meses después de la operación (T0, T1, T2, T3 y T6).

No hubo diferencias en la progresión de la osteoartritis en los Grupos A y C en ningún momento.

Los cambios de osteoartritis de T0 a T6 fueron estadísticamente significativos en el Grupo B.

Se investigaron los cambios de OA en las ubicaciones anatómicas
Los sitios anatómicos más comunes para los cambios de OA fueron el ápice de la rótula, las crestas trocleares proximales y distales, y la cara caudal de la meseta tibial evaluada antes de la cirugía.

Después de la cirugía, la puntuación aumentó en los primeros tres lugares en 10, 9 y 11 articulaciones, respectivamente; en cambio, la progresión de la osteoartritis en el aspecto caudal de la meseta tibial ocurrió en 23 de las 38 articulaciones reprimidas.

Los resultados indicaron que el procedimiento de TTA podría ser eficaz para desacelerar la progresión de OA cuando se lleva a cabo en ausencia o en las primeras etapas de la enfermedad. Por lo tanto, se puede sugerir una intervención temprana en la práctica clínica para obtener una progresión mínima o nula 6 meses después de la operación.

• Más información: Estudio completo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pienso natural Greenheart

¡Gracias por visitarnos!

Puedes encontrar más información y noticias del mundo del perro en la página principal de doogweb o en Facebook