Pienso natural KNINE

¿Perro agresivo? A lo mejor es porque está castrado

La castración temprana de perros machos puede conllevar problemas de comportamiento

Los riesgos de comportamiento en perros machos con una exposición mínima de por vida a las hormonas gonadales pueden complicar los beneficios de la castración para el control de la población.

La castración de perros es una práctica generalizada con una clara justificación en el control de la población y los beneficios en cadena para el bienestar animal.

Se cree que las consecuencias conductuales derivadas de la castración son insignificantes, aunque a gonadectomía se recomienda ampliamente como parte de un enfoque multifactorial para prevenir problemas, incluida la agresión en los perros. Sin embargo, todavía se debaten las consecuencias de la castración temprana sobre la salud.

Más de 6.000 perros a examen
El estudio actual se centró en el comportamiento informado de 6.235 perros machos castrados antes de las 520 semanas de vida (10 años) por motivos distintos al control del comportamiento, y calculó su porcentaje de exposición a lo largo de la vida a las hormonas gonadales (PLGH) como una proporción de su edad en el momento en que se informó a el Cuestionario de Investigación y Evaluación del Comportamiento Canino en línea (C-BARQ).

Cuarenta comportamientos diferían entre perros enteros y castrados, de los cuales 25 se asociaron con PLGH y 14 con la edad de castración (AAC).

Solo 2 comportamientos, marcar con orina en interiores y aullar cuando se los deja solos, fueron significativamente más probables en perros con PLGH más prolongado.

Por el contrario, PLGH más prolongado se asoció con informes significativamente reducidos de 26 comportamientos (en su mayoría no deseados). De estos, 8 relacionados con el miedo y 7 con la agresión.

Los datos actuales sugieren que la tendencia de los perros a mostrar numerosos comportamientos puede verse influenciada por el momento de la castración. Indican cómo madura el comportamiento del perro cuando se permite que las hormonas gonadales tengan su efecto.

Resultados porcentuales
Las diferencias reportadas aquí entre los comportamientos indeseables de perros castrados e intactos estuvieron en el rango de 5.04% y 12.31%, lo que sugiere que, para algunos perros, la negación parcial o total de la pubertad puede reducir el marcado de orina en interiores, pero tiene muchas otras consecuencias indeseables.

Los veterinarios pueden usar estos datos para discutir las consecuencias no deseadas con los dueños de perros machos antes de la castración.

• Más información: Estudio completo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pienso natural KNINE