Pienso natural KNINE

En defensa del bienestar de los perros y contra su abandono

Criadores responsables de perros y gatos de todo el mundo se unen en defensa del bienestar de estos animales y contra su abandono

RSCE condena la invasión de Ucrania.

La Real Sociedad Canina de España aplaude que la FCI y WCF, las dos mayores organizaciones internacionales, se unan para impulsar acciones conjuntas.

La Fédération Cynologique Internationale (FCI), a la que pertenece la Real Sociedad Canina de España (RSCE), y su equivalente en el mundo de los gatos, la World Cat Federation (WCF), han firmado un acuerdo de colaboración para defender la cría responsable de estos animales y su bienestar ante las administraciones europeas.

España, por primera vez en la historia de la FCI, está representada en su comité general tras la elección del presidente de la RSCE, José Miguel Doval, el pasado mes de junio. Doval ha puesto en valor este acuerdo, ya que permitirá que ambas instituciones se unan para impulsar acciones conjuntas.

Así, la FCI y la WCF, las dos mayores organizaciones del mundo en su ámbito, se comprometen a colaborar en pro de los intereses de criadores de perros y gatos, así como a promover acciones educativas contra el abandono para reducir el número de animales de compañía sin hogar en muchos países del mundo.

Sólo en España, los más de 1.500 centros de acogida de animales de compañía recibieron el año pasado 168.000 perros y 118.000 gatos, según los últimos datos de la Fundación Affinity. Por ello, es esencial impulsar medidas contra el abandono animal, que afecta a más de 3.000 perros cada semana en España.

Los canes de raza, por el contrario, apenas sufren abandono, puesto que están totalmente identificados en sus comunidades autónomas y en el propio registro de la RSCE, lo que permite identificar no solo a su criador o tutor, sino también su origen, antecedentes familiares y datos sanitarios.

Por todo ello, la RSCE, la única asociación en España que pertenece a la La Fédération Cynologique Internationale, destaca la importancia de salvaguardar la actividad de los criadores responsables, que trabajan cada día en beneficio de los perros, convirtiéndose en verdaderos promotores del bienestar y el respeto por los animales. Las razas caninas son un patrimonio natural, cultural e histórico que debemos preservar.

En la RSCE, los criadores trabajan desde su fundación en 1911 con un código de buenas prácticas reconocidas, que viene a ser el registro más grande y prestigioso de criadores en España. Un registro que la Canina pone a disposición del Gobierno para que disponga de datos estadísticos y rigurosos respecto a la crianza responsable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pienso natural KNINE