Pienso natural KNINE

Cómo cuidar de las mascotas en estas Navidades

Los 7 puntos clave para cuidar de perros y gatos en Navidades

Peligros del chocolate para los perros.

Purina comparte una serie de consejos que van desde la alimentación, hasta las plantas, adornos o ruidos que puedan afectar a nuestras mascotas. Para que todos, incluso ellos, podamos disfrutar de la magia de las Fiestas.

Las Fiestas de Navidad y Año Nuevo están a la vuelta a la esquina y con ellas, se reactivan las ganas de celebrar y compartir momentos de calidad con amigos y familia. Y si hablamos de familia, no podemos olvidarnos de las mascotas, miembros que también se merecen celebrar con nosotros y que debemos tener en consideración a la hora de estas organizar estas fiestas.

Suelen ser semanas en las que las rutinas cambian y en las que sumamos elementos a casa que están fuera de lo común. Por eso, desde Purina comparten unos consejos importantes a tener en cuenta para cuidar a las mascotas en esta época de celebraciones, para que todos disfrutemos por igual:

Alimentación: En estos encuentros se suelen hacer comidas, cenas y reuniones en las que la comida tiene un lugar especial. Aunque es cierto que hay determinados alimentos para humanos que los animales pueden consumir, es de vital importancia ser consciente que la mayoría de ellos no son recomendables para las mascotas: dulces, aperitivos, restos de comida… Si te encuentras en la situación de que algún familiar insista en dar comida de la mesa como premio, recuerda que las mascotas deben seguir su dieta específica. Además, así también estarás previniendo posibles problemas digestivos o incluso intoxicaciones. Por eso, recuerda mantener su dieta diaria sin incorporar ningún alimento extra.

Plantas: en esta época las flores de Pascua invaden las tiendas y las casas. Es la planta más representativa de la Navidad y también una de las plantas más peligrosas para nuestras mascotas. El látex que sale de su interior provoca dermatitis grave, ampollas e irritaciones en piel y ojos. Ingerida puede causar vómitos, diarrea, dolor abdominal, irritación de las mucosas e hipersalivación. Si vas a tener una, recuerda no dejarla al alcance de tu mascota y colócala en altura o en un lugar al que no pueda acceder.

Decoración y adornos: de la misma forma que ocurre con las plantas, debemos estar atentos a otro tipo de ornamentación que pongamos en casa. No será tóxica o venenosa, pero si nuestra mascota la ingiere, puede ser igual de dañino. Debes tener especial cuidado si tu mascota es muy juguetona o curiosa y le gusta experimentar con los adornos que sumes a casa, porque pueden estar hechos de materiales como plástico o diferentes telas o plumas, que les provoquen ahogos, por ejemplo. Si no vas a poder supervisarlos, lo mejor, entonces, es que no los dejes a su altura.

Fuegos artificiales y ruidos: no es novedad explicar que los ruidos estruendosos hacen sufrir a muchos animales. Sin embargo, nunca estará demás recordar evitar el uso de cohetes, petardos y cualquier otro ruido que puede ser muy molesto y provocarles gran ansiedad. En el caso que ocurra, debemos reforzar la sensación de seguridad del animal, dejándole a su disposición un espacio tranquilo con sus juguetes favoritos, alguna prenda con nuestro olor o algún snack que lo mantenga entretenido.

Prepara su espacio si se van a quedar solos: si, por el motivo que sea, el animal se quedará solo un rato, es recomendable dejarlo con algún sonido de fondo que lo haga sentir acompañado; la tele o la radio son buenas opciones dado que las voces humanas consiguen ese efecto de compañía. Se debe evitar cualquier situación que le pueda crear ansiedad o pueda ser peligrosa, como dejarlos atados. Juguetes, comida y agua a disposición no deben faltar. Si crees que tu salida se puede alargar, asegúrate que alguien pueda ir a atender a tu animal y verificar que está en perfectas condiciones.

Luces y cables: la iluminación navideña merece un apartado especial. Y es que puede resultar una gran amenaza para perros y gatos si no se está siempre atento a su comportamiento. Lo ideal es que no estén conectadas a la corriente y evitar que estén a su alcance porque se pueden enredar, arrancarlas y, por supuesto, hacerse daño. Los marcos de las puertas o lugares altos de la casa son los más aconsejables para estas decoraciones.

Disfraces: aunque los animales de compañía sean parte de la familia, no debemos perder de vista que son eso, animales. Por ello, deberíamos evitar humanizarlos hasta el punto de incomodarlos con disfraces o prendas de vestir que eviten que se muevan con comodidad y naturalidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pienso natural KNINE